Quien era Melany Pueblas, la joven futbolista que se suicidó

Conocida y a la vez mimada en el ambiente, la deportista que se suicidó el lunes, integraba uno de los equipos de fútbol femenino más competitivos de la región. Era hija y sobrina de futbolistas. Su padre se había matado de la misma forma que ella 12 años antes. Los más sentidos mensajes.

“Fuiste la mejor heroína de mis cuentos: hoy te crecieron alas mi amor. Te vamos a extrañar tanto. Solo le pido a Dios que te reciba en sus brazos. Hoy me duele el alma…”, escribió con sumo dolor la futbolista Tamara Quiroz, tía materna y compañera de equipo de Melany Pueblas, la joven deportista que se suicidó en su casa este lunes. El tránsito por algunas cuestiones personales y tal vez por alguna depresión del momento, conllevaron a la joven de 15 años a tomar la triste determinación de colgar una cuerda de un tirante de su habitación y terminar de manera triste con su corta vida. Su padre, el futbolista Guillermo Pueblas, había hecho lo mismo 12 años antes.

 

CON MAMA. Melany era hija de la arquera de Las Milito, Daniel Quiroz, donde también jugaban sus tías.

 

Melany Naír Pueblas era muy feliz jugando al fútbol, desde su polifuncional ubicación en el equipo “La Milito FC”, una formación de amigas y a la vez admiradoras de Diego Milito, astro de Racing Club, con glorioso paso por el Bayern de Múnich, Real Madrid, Real Zaragoza y sus dos coronaciones en el fútbol argentino en 2001 y 2014 con la “Acadé”. La comodidad de jugar junto a su madre, la arquera Daniela Quiroz y sus tías, la defensora Tamara Quiroz y la delantera y ahora mayormente conocida en el ambiente, Paola Pueblas; hacían que la joven disfrute en cada juego logrando además buenos resultados. Solo en 2021, el plantel logró tres títulos provinciales.

 

EN ACCION. Melany era polifuncional en el equipo femenino “Las Milito” que compitió a nivel provincial.

 

Hábil, potente y de buena pegada, con proyección dentro del deporte y probable en el fútbol 11, acción que cumplió recién este año. Su valía deportiva la puso como precandidata entre otras 15 revelaciones que aspiraban al “Fangio de Plata” de esa condición, y más tarde ya candidata en el septeto directo por el premio que ganaría en la última edición celebrada en la vereda el Museo Fangio. Tras esto, Melany no se “durmió en los laureles”, y procuró seguir activa en cuanto evento futbolístico pudiera. Entrenó con sus tías durante la última parte del verano y se alistó en el Racing femenino que dirige Facundo Circelli y llegó a disputar algunas fechas en el Torneo de la LBF.

 

“Nos inunda el alma de dolor tener que despedirte amada “Mela”, no queremos hacerlo, nos duele el corazón tener que dejarte ir, nuestra niña del equipo, cuántas alegrías cosechamos juntas, siempre tan dispuesta para el equipo”, encabezó la dolorosa despedida del equipo “Las Milito”, que en el perfil de su cuenta de Facebook lució un enorme crespón negro. “Nunca te vamos a olvidar: dejaste una huella imborrable en nuestros corazones, te vamos amar hasta el último día de nuestras vidas, seguí brillando allá en lo alto, deslumbrando con esa sonrisa preciosa que te caracterizaba”, agregó el sentido mensaje. Al cierre de este artículo no había precisiones sobre su velatorio.

 

 

ESTAMPA. Joven habilidosa y de muy buena pegada, “Mela” integraba la formación femenina y mixta.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Volver al botón superior